Vivienda en Tamariu

Posted: 15 mayo 2010 | Publicado por Montse Garcés | Tags:


Imagen.Octavio Mestre

"es como estar en el bosque pero al lado de la playa"

La casa, proyectada para la propia familia del arquitecto, Octavio Mestre, se sitúa en la Costa Brava, en un terreno de gran pendiente al lado del mar, donde se aprovecha al máximo el solar, organizando la casa en cuatro niveles, siempre dentro de la volumetría permitida.

Si nos fijamos bien ,esta casa es como una caja de sorpresas donde el propio arquitecto ha querido recalcar lo que para él es importante…conceptos fundamentales que ha ido marcando un significado a lo largo de la trayectoria de la ARQUITECTURA…la ventana longitudinal, tal y como lo describía Le Corbusier en uno de sus 5 puntos de la “nueva Arquitectura”, donde puede llegar a abarcar todo el ancho de la construcción, mejorando la relación con el exterior, la extrusión de la ventana, donde una ventana es algo más que una venta, es una estancia donde podemos disfrutar más allá de la función de cerramiento que pueda tener…un lugar donde poder sentarnos y reflexionar, la volumetría blanca como símbolo de pureza, la altura libre que se muestra en el proyecto, haciendo referencia a ejemplos de viviendas como la Kisodahsi de Tadao Ando, o la casa en Palissades de los Eames, el detalle de lo preexistente…


Imagen.Octavio Mestre

El proyecto:

La volumetría, divida en cuatro niveles, como mencionamos anteriormente, posee la peculiaridad, que desde cada planta se puede acceder al exterior, por tanto no existe esa pérdida con el terreno natural. Partiendo de este criterio se ha aterrazado el terreno contiguo de la casa, de forma que las terrazas resultantes queden siempre en los límites, cada una con sus usos diversos, en función con que otra parte de la casa anden vinculadas.

A nivel de calle se encuentra el garaje, que lo ilumina un zona acristalada que da sobre el jardín de bambúes que acompaña el acceso peatonal a la parcela, acceso que se produce mediante una escalera de peldaños de hormigón sin contrahuella, anclados al muro medianero. Des allí y cruzando un pequeño lado (con todo el simbolismo de caminar sobre las aguas) se sube a la terraza superior. Detrás del garaje está el acceso a la vivienda.

La siguiente plante está divida en tres dormitorio que comparten dos baños. Una de ellas, la habitación principal, tiene el año incorporado en forma de “suite”, incluso espacialmente, dado que la parte alta de la pared que separa el baño del dormitorio es un cristal encastado que permites conecta las estancias. Compartiendo instalaciones, del orto lado, se sitúa el segundo baño, que da servicio a los otros dos dormitorios.

El hecho de invertir el orden usual (salón comedor debajo y dormitorios encima) permite desde el salón ver por encima e la valla a al acalle ganando en perspectiva, dar más privacidad a los dormitorios, al tiempo que vincular, de una manera más directa, el salón con el uso de la cubierta practicable.

La planta superior, la única “completa” y destinada a la “zona de día”, está compuesto por el salón y la cocina comedor. La planta tiene una doble altura de 4.50 metros, en una sección áurea con la dimensión de planta y sus 17 metros de longitud. En esta ocasión el salón se organiza en torno a los dos polos habituales, la televisión y la chimenea, cuyo tiro recorre todo el doble espacio, hasta salir por la cubierta. El espacio destinado al salón funcionará como una caja de luz y tiene macizados dos de sus laterales para potenciar su aspecto escultórico, sobre el que se recortan ventanas de diversos tipos, mientras disfruta de vistas a tres de sus lados.

Imagen.Octavio Mestre


Imagen.Octavio mestre

El área destinada a comedor-cocina, se organiza en torno a la mesa del comedor que a su vez, se integra visualmente con el salón. El comedor da sobre una terraza, para poder comer al aire libre. El mobiliario de la cocina, está diseñado de tal forma que se integra con el conjunto, con una isla central de trabajo y los armarios perimetrales den la misma madera de arce, igual que el resto de mobiliario de la casa.

Por encima de este nivel está la cubierta, donde en la parte trasera se sitúa un salón alternativo de zona de recreo: la zona de audio ideo, el cuarto e invitados y un aseo de cortesía, zona abierta a la terraza que cubre el salón. En la zona intermedia de esta planta cubierta se ha instalado el jacuzzi y la terraza chill-out para dormir, al aire libre, esas noches tan aclamas en verano, donde la agradable temperatura, hace que ver las estrellas en silencio absoluto se convierta en un momento mágico.

A nivel formal, la casa es un cubo que flota. Las partes bajas de la casa se han forrado en acero corten oxidado, pavimentando las terrazas de ese nivel con cuarcita también oxidada, para enmascararlas en el terreno y leer la casa como ese único volumen blanco, que se asoma al paisaje, entre los pinos. De esta manera, parece mucho más pequeña de lo que realmente es. Las terrazas de la planta superior se pavimentan en cuarcita robleda, cuarcita que entra en el interior de la cocina y el comedor con un tratamiento hidrofugante -a base de un producto especial de la casa Noman, para evitar que las manchas penetren. El resto de la vivienda se pavimenta toda ella en arce natural sueco, lo que aporta una nota de carácter nórdico (idea de la casa entendida como refugio) y de modernidad tranquila, al blanco mediterráneo que lo preside todo.

PLANOS:
                                                                                                                                   

Vídeo del recorrido de la vivienda explicada por el propio arquitecto  (programa "¿Quién vive ahí?" de La Sexta):